ImpactE gana el concurso ‘El Marítim Innova’ con su proyecto de ‘panal de comunidades energéticas’ con pérgolas fotovoltaicas

Fotografía de una de las calles de El Cabañal, con casas bajas de colores

El distrito de Poblats Marítims de València podría acoger la primera comunidad energética de València con diferentes instalaciones de producción de energía solar desplegadas a modo de red o panal sobre cubiertas y pérgolas en espacios públicos. El proyecto, que hemos promovido desde ImpactE, ha sido seleccionado en la primera edición del Concurso de Ideas Innovadoras ‘El Marítim Innova’, enmarcada en el proyecto europeo MAtchUP y que coordina el Ayuntamiento de València.

El premio está dotado con 20.000 euros, para su ejecución en un plazo de doce meses. El proyecto contempla todos los estudios técnicos, de potencia, dimensionamiento y distribución de la red e impactos. El plan final será fruto de un proceso participativo, con implicación de todas las partes implicadas en el desarrollo de la futura comunidad energética -tanto por parte del Ayuntamiento de València, como de las y los vecinos de la zona y organizaciones implicadas-.

En este sentido, el concejal de Innovación del Ayuntamiento de València, Carlos Galiana, subraya el carácter innovador de este proyecto con colaboración público-privada-ciudadana que “utiliza el espacio público para impulsar las energías renovables en los barrios y fomentar el consumo de energía producida localmente, avanzando en la meta de convertir a València en una ciudad neutra en emisiones en 2030, en el que se centra la Misión Climática en la que estamos trabajando».

El objetivo es alcanzar al máximo número de beneficiarios posibles de la energía producida por las instalaciones fotovoltaicas. Además, se asignará una cuota a familias en situación de pobreza energética.

«Lo hemos llamado ‘panal de comunitats’ porque diseñaremos la localización de las pérgolas de modo que cualquier unidad (vivienda, comercio, oficina…) dentro de Poblats Marítims pueda sumarse a formar parte de al menos una instalación (dentro de la limitación legal vigente de 500 metros de cobertura). El proyecto será diseñado desde 0, desde la ubicación (con tecnología SIG, Sistema de Información Geográfica), hasta el último paso de dimensionamiento óptimo de coeficientes de reparto con los participantes”, detalla Ximo Masip, cofundador de ImpactE.

“Lo ideal sería que este primer proyecto en Poblats Marítims sirviese para conocer y mejorar el potencial de este modelo de autoconsumo colectivo y extender la iniciativa a otras áreas de la ciudad en próximas fases», subraya.

Tecnología de datos para ser más sostenibles

Los retos planteados en este primer Concurso de Ideas Innovadoras ‘El Marítim Innova’ se centraban en mejorar la eficiencia energética en los edificios públicos, facilitar la implantación de energía renovable, potenciar la implicación ciudadana en la transición energética, reducir la pobreza energética, facilitar una movilidad más sostenible y mejorar la logística urbana sostenible.

La valoración de las propuestas presentadas ha corrido a cargo de un jurado integrado por profesionales expertos en estas materias, que han valorado la adecuación de la propuesta al reto, el grado de innovación y los impactos, enlazando con la Misión Climática València.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.